¿Un profesional implementador y creativo?

¿Un profesional implementador y creativo?

Simplexity Thinking. En ella se distinguen cuatro estilos creativos de resolución de problemas. Cada profesional tiene tendencia a desenvolverse de forma más cómoda en uno de ellos. Hablando con un amigo hace unos días me comentaba que, tras hacer el test de Basadur, le fastidió ver que su tendencia a resolver problemas fuera de tipo implementador.

Estilo implementador y creativo

Según la metodología comentada, las personas con un estilo de tipo implementador, son aquellas orientadas a que las cosas se hagan. Son personas muy orientadas a resultados, que realizan acciones que les permite ganar aceptación y avanzar, para implementar un cambio o una nueva idea. Esta definición puede llevar a confusión. La idea de “personas de acción” subyace en ella. Pero por esa misma razón necesitan aplicar la creatividad. En el mismo momento que buscan fórmulas para acometer los objetivos, ya lo están haciendo.
Las personas implementadoras son las que al final realizan las acciones necesarias para que se resuelvan los problemas.
La creatividad no sólo tiene valor para para personas que se les acuden miles de ideas nuevas (o eso creen), o a aquellas que conectan ideas para crear nuevos productos o servicios.
La creatividad adquiere valor cuando somos capaces de aplicarla a algo.
Y de aplicar, las personas implementadoras, saben un rato. Si además es implementador y creativo, tienes mucho ganado en el equipo.

Necesarios para cualquier proyecto

Desde mi punto de vista, para conseguir alcanzar los objetivos de un proyecto, siempre necesitas tener perfiles implementadores. Y es que mientras los generadores pueden quedarse en su mundo de las ideas, los conceptualizadores en productos tipo prototipo y lo optimizadores paralizados por el análisis, los implementadores ya han llevado a la práctica la idea. Son los que acaban llevando a cabo la innovación. La orientación a la acción hace que, en caso de ser proactivos, puedan tirar hacia delante proyectos o tareas estancadas.
El hecho que para tener un producto o servicio ideal se necesite de un equipo y un proceso de creación, conceptualización y optimización, no es nunca un obstáculo en un implementador para seguir avanzando.
Ello conlleva riesgos, pero con un buen plan de riesgos, puede ser muy beneficioso. Como ya comentaba en el artículo ¿Conoces los perfiles de tu equipo?, soy de la opinión que todo proyecto es mucho más rico con equipos heterogéneos, con profesionales de cada uno de los estilos creativos. Pero en caso de tener que elegir, tengo claras mis prioridades. Situación de auto reflexión: Piensa en alguien conocido orientado a la acción y dime ¿ha tenido buenas ideas alguna vez? ¿tiene tendencia a llevarlas a cabo? ¿crees que es creativo? ¿crees que soluciona los problemas de forma creativa?]]>

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*