¿Tu producto gratis? Tú ganas

¿Tu producto gratis? Tú ganas

“Nada es gratis en esta vida. Todo se paga.” ¿Cuántas veces hemos oído esta frase? Muchas, ¿verdad? El dinero está en la mente de todos. Beneficios, ROI, rentabilidad y KPIs son palabras de moda, puestas en el centro de cualquier estrategia de desarrollo hoy en día. Entonces, no es de sorprender que a muchas empresas les cueste todavía aceptar la idea de “regalar” su producto. Observan como otros ponen versiones de prueba o planes “freemium” a disposición de sus usuarios, pero no les convence la táctica o no se atreven. Personalmente, creo que se equivocan. Vender es convencer. Convencer es educar. Necesitas educar a tus usuarios para que sepan aprovechar tu producto al máximo y que se enganchen a el para mucho tiempo. Y esto no lo puedes hacer con un spot televisivo…;-) Al dejar que tus clientes potenciales prueben tu producto, provoques que se involucren en una relación con tu marca y puedes empezar a gestionar sus experiencias y emociones enseguida. Estas superando sus expectativas ya. Es una buena manera de empezar, ¿no te parece? Para mi, tener una versión gratuita de tu producto tiene las ventajas siguientes:

  • Te ahorras muchos esfuerzos comerciales: ya conoces el refrán… “Un hecho vale más que mil palabras”…
  • Tienes un “terreno” de conversión espectacular: todas las cartas están en tus manos para enamorar a tus usuarios y convencerles de que tu producto y el servicio que lo acompaña valen que paguen por ellos.
  • Tienes feedback gratis: ¿para qué vas a pagar para realizar tests de usabilidad u otras investigaciones si puedes saber lo que funciona y lo que no gratis? Los usuarios de tu versión de prueba te ayudarán a identificar los puntos débiles de tu oferta.
  • Te recomendarán más y más a menudo: dentro del grupo de usuarios que prueben tu producto puede haber influenciadores cuyas recomendaciones son una verdadera mina de oro…
  • Tus clientes confirmados serán buenos clientes: ya conocen muy bien tu producto. No se sorprenden, ni se disgustan, ni saturan a tu departamento de atención al cliente porque ya son autónomos. Se conocen todas las características y funcionalidades de memoria, y tienen tus tarifas perfectamente asumidas.
También habrá abusones, está claro. Usuarios que no harán nada más que consumir tus recursos y, sin andarme con rodeos, chuparte la sangre. Pero bueno… nada es gratis en esta vida…todo se paga… 😉  ]]>

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*