Gestión del desconocimiento

Gestión del desconocimiento

Karl Popper quien dijo una vez que la verdadera ignorancia no es la ausencia de conocimiento, sino el hecho de negarse a adquirirlos.

¿Cuántas empresas conoces que gestionen, no sólo lo que ya saben que debe saber, sino lo que no saben que no saben?
La formación acostumbra a ser una de las herramientas más utilizadas para conseguir que la organización aprenda y adquiera nuevos conocimientos y habilidades. ¿Pero cuánto tiempo tarda la gente en olvidarse de lo que han supuestamente aprendido en el curso?

La curva del olvido

En 1885 el filósofo y psicólogo alemán Hermann Ebbinghaus trabajó en el concepto de “la curva del olvido” que se producía tras haber aprendido algo y no recordarlo con la frecuencia adecuada. Curva del olvido Posteriormente Will Thalheimer ha continuado con este trabajo demostrando que, si bien la memoria funciona muy bien durante un programa de formación, el conocimiento decae y llega prácticamente al olvido después de un mes.
Entonces, ¿de qué nos sirve aprender tantas cosas que luego vamos a olvidar con tanta facilidad?
Lo importante de un programa de formación, no es el contenido, sino cómo se explica y cómo se comprueba que ha sido comprendido y aplicado. Sin embargo, la mayoría de programas de formación están pensados para dotar de conocimientos a los asistentes, como si se tratara de una transferencia de archivos de memoria, cuando en realidad no funciona así. Learning on the job Para que seamos capaces de recordar lo aprendido, necesitamos practicarlo y recordarlo con la suficiente frecuencia como para que el nuevo conocimiento no caiga en el olvido. Esa es precisamente la forma de lograr desaprender lo que antes dábamos por bueno e incorporar el nuevo conocimiento de forma ágil.

Aprender a desaprender

No le faltaba razón a Keynes cuando decía que la cosa más difícil del mundo no es que las personas acepten ideas nuevas, sino hacerles olvidar las viejas. No podemos innovar si no desaprendemos y volvemos a aprender, Toffler lo dice aún mejor:
“Los analfabetos del siglo XXI no serán aquellos que no sepan leer y escribir, sino aquellos que no sepan aprender, desaprender y reaprender.” — Alvin Toffler
La visión positiva de este hecho, es que las organizaciones (y las personas) que crecen son aquellas que han desarrollado el hábito de reaprender constante y sistemáticamente. Así que, la próxima vez que te dispongas a organizar o formar parte de un programa de formación, asegúrate que no sólo tiene un buen contenido y buenos ponentes. Sino que además incorpora de un proceso para gestionar el desconocimiento previo y posterior. De este modo sabremos si hemos aprendido de verdad y probablemente estemos en condiciones de descubrir lo mucho que nos falta. Te dejo con una frase magistral del gran Eric Hoffer. Eric Hoffer
“En tiempos de cambio, quienes estén abiertos al aprendizaje se adueñarán del futuro, mientras que aquellos que creen saberlo todo estarán bien equipados para un mundo que ya no existe” —Eric Hoffer
Pregunta de auto-reflexión: ¿cómo gestiono mi desconocimiento? ¿Cómo sé lo que no sé? ¿Y a nivel organizacional?]]>

2 Comments


Javier
29/12/2019 at 09:52
Reply

¿Cómo podemos desaprender lo que ya sabemos?


    Pere Rosales
    24/09/2020 at 13:26
    Reply

    Incorporando aprendizajes que demuestran la obsolescencia de los ya aprendidos.

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Déjate sorprender...

Gestionar el consentimiento de las cookies

Para ofrecerte la mejor experiencia de uso, utilizamos tecnologías como las cookies para almacenar y/o acceder a la información del dispositivo. El consentimiento a estas tecnologías nos permitirá procesar datos como el comportamiento de navegación o las identificaciones únicas en este sitio. No consentir o retirar el consentimiento, puede afectar negativamente a ciertas características y funciones.

Funcional

Siempre activo
El almacenamiento o acceso técnico es estrictamente necesario para el propósito legítimo de permitir el uso de un servicio específico explícitamente solicitado por el abonado o usuario, o con el único propósito de llevar a cabo la transmisión de una comunicación a través de una red de comunicaciones electrónicas.

Estadísticas

El almacenamiento o acceso técnico que es utilizado exclusivamente con fines estadísticos. El almacenamiento o acceso técnico que es utilizado exclusivamente con fines estadísticos anónimos. Sin una requerimiento, el cumplimiento voluntario por parte de su proveedor de servicios de Internet, o los registros adicionales de un tercero, la información almacenada o recuperada sólo para este propósito no se puede utilizar para identificarlo.

Marketing

El almacenamiento o acceso técnico es necesario para crear perfiles de usuario para enviar publicidad, o para rastrear al usuario en un sitio web o en varios sitios web con fines de marketing similares.