El plan de contenidos

El plan de contenidos

1. Constituye tu lista de temáticas. Empieza por establecer la lista de las temáticas que podrían interesar a tus “Personas” y en las que podrías aportar valor.  No se trata de ‘feeling’ desde luego, sino de analizar de manera rigurosa los centros de interés de tu cliente ideal y de entender muy bien cómo busca información. ¿Cuáles son las palabras clave que usa tu público objetivo para encontrar contenido? Esa es la pregunta. Para obtener una respuesta, puedes acudir al Planificador de palabras clave de Google Adwords, con el que podrás sacar ideas y conocer el promedio de búsquedas mensuales para cada palabra, o combinación de palabras. También puedes usar un buscador de tendencias, como Google Trends. 2. Automatiza tu colecta de contenidos de referencia. Necesitas saber lo que circula en la red. Primero, para estar al corriente de lo que se dice, de las teorías principales, de las ultimas noticias y novedades de tu sector, etc. Luego, porque no conozco a nadie que sea capaz de generar contenido relevante a partir de nada. Todos tenemos fuentes, hasta los mejores periodistas. No hay creación sin inspiración, o eso creo, y la inspiración, hay que encontrarla en algún sitio. De allí la necesidad de sumergirse en el océano de datos proporcionado por Internet, pero sin caer en la “infoxicación” o saturación informativa. A continuación, describo tres tipos de herramientas que te pueden ayudar con esta tarea:

  • Lectores RSS / Feeds: son programas que te permiten suscribirte a los blogs y medios online que son de tu interés, y reunir en un único sitio todos los artículos y contenidos generados, con un sistema de avisos cada vez que se produce una actualización.
  • Servicios de alertas: aplicaciones que localizan todo lo que se escribe en la red sobre las palabras que eliges.
  • Herramientas de agregación de contenidos: son muchas y, básicamente, nos ayudan a construir nuestra propia selección informativa y a identificar el contenido más compartido en redes sociales. Nombraré Scoop.it y Paper.li pero, me repito, hay muchas.
3. Define tus objetivos y crea tu propio contenido. No se trata de copiar y pegar. Nunca. Se trata de analizar y sintetizar los contenidos relevantes de tu sector, para crear algo tuyo que aporte valor. Como ya lo sabrás, existen varios formatos de contenido que te serán de más o menos utilidad según tus objetivos.
  • Tráfico: contenido que genere visitas únicas >> contenido viral, juegos y concursos, videos.
  • Engagement: contenido que genere registros y seguidores >> infografías, ebooks y guías, informes y whitepapers.
  • Interacción: contenido que genere comentarios de calidad >> artículos, webinars y tutoriales.
  • Ingresos: contenido que genere leads y ventas >> casos de estudio, fichas de productos, comparativas, etc.
4. Planifica creación y difusión con un calendario editorial. Puede ser un simple documento Excel, en el que vas a plasmar todos los elementos esenciales de tu “programa”: temáticas, tipos de mensajes, “personas” a las que se dirige, objetivos de los mensajes, periodicidad, canal de difusión, responsable de producir el contenido, etc. Esta herramienta te servirá para que todos sepan lo que tienen que hacer y cuando, y para que tu plan sea coherente y eficiente. Podríamos profundizar mucho más con cada capitulo desde luego, pero espero que este resumen te sea de ayuda para arrancar con tu plan de Marketing de Contenidos. ¿Qué opinas? ¿Te parece útil este post? ¿Falta algo?]]>

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Déjate sorprender...