Creatividad inherente

Creatividad inherente

Promover la innovación, daba a conocer algunas de las metodologías, actividades y procesos que las empresas más creativas e innovadoras utilizan para explotar esas facetas. A ese post se le pueden dar muchas lecturas, y pueden extraerse conclusiones varias. Desde mi punto de vista, una de las más interesantes por hacer es la extracción de los elementos inherentes a la creatividad. Es decir, cuales son las cualidades que cualquier persona creativa lleva consigo aún no ser consciente de ello. Como se ha dicho multitud de veces, las personas hacen a la empresa, por lo que dichos elementos pueden ser extrapolables a la propia organización.

Cualidades imprescindibles

La lista que hay a continuación se ha realizado en base a una puesta en común de las cualidades que las empresas más innovadoras desprendían.

Fluidez

Se entiende como la capacidad de generar un número elevado de ideas que permitan incrementar las posibles soluciones o productos. Los primeros pasos del proceso creativo no entienden de filtros. Toda idea debe ser aceptada por muy rocambolesca que parezca. Es posteriormente cuando entra en juego una fase de depuración del conjunto de ideas mediante una evaluación en base a los objetivos o propósitos del proyecto.
Piensa antes de hablar es el lema de la crítica, habla antes de pensar, el de la creatividad – Edward Forster

Flexibilidad

Concebido como la capacidad de ver un mismo problema desde diferentes perspectivas, la flexibilidad te permite ampliar las miras para considerar múltiples resoluciones del problema. Es, por lo tanto, una herramienta imprescindible para evitar el bloqueo en una fase inicial del proyecto –aunque no sólo entra en juego al inicio, sino que está presente a lo largo de todo el proceso. La habilidad de cambiar de chip, de darle la vuelta al a tortilla, no te permitirá únicamente ahorrar tiempo en la resolución de problemas, sino que te ofrecerá un amplio abanico de posibilidades de cómo resolverlo y la oportunidad de escoger aquella que mejor se adapta al propósito del proyecto.

Originalidad

¿Cómo se puede innovar y ser original si no se aporta nada nuevo al público? Toda idea y todo producto debe ser innovador, nuevo y único. Lo conocido no aporta ni novedad ni valor añadido, es lo mismo de siempre pero en un frasco distinto. La originalidad, de la raíz “origen”, debe partir de una base con la que toda persona esta familiarizada pero cambiar tanto el frasco como su contenido.

Complejidad

Gozar de la aptitud de conceptualizar las ideas o los productos difíciles te permite entenderlos y, por consiguiente, simplificarlos. No me voy a extender demasiado en este punto ya que dediqué un post exclusivamente a la simplicidad como resultado de comprender la complejidad. Simplemente señalar que una prueba que demuestra la capacidad de conceptualización es cuando una persona es capaz de explicarle a otra la idea o el producto, pues significa que lo ha entendido. La frase “lo entiendo pero no sé explicarlo”, por el contrario, demuestra que aún no se ha interiorizado la complejidad.

Tomar riesgos

La teoría suena fácil, pero afrontar riesgos no es para nada sencillo; y menos cuando te encuentras al borde de un precipicio y puedes escoger entre arriesgar para ganar o conformarte y quedarte tal y como estás. Es imprescindible tener plena disposición a probar cosas nuevas, a arriesgar con el fin de diferenciarte de los demás. La zona de confort es extremadamente cómoda pero debes aceptar la incertidumbre y aprender a convivir con ella. De cualquier otro modo quizás no retrocederás, pero tampoco avanzarás.

Imaginación

La base de todo proceso creativo e innovador es la imaginación. Nada sería posible sin ella ya que entonces el copiar sería la única forma de crear. Se debe ser ingenioso, pensar, inventar, ver las cosas de una forma distinta, y no tener miedo al qué dirán. La gran virtud de la imaginación es que no tiene limites, no entiende de reglas ni debe ceñirse a la realidad. Todo es posible.

Curiosidad

Todos hemos viajado en tren y hemos tenido a un niño a nuestro lado que no paraba: ¿y esto por qué pasa? ¿por qué? ¿y por qué? Puede ser fastidioso, pero este deseo de saber más, de preguntar, de hacer búsqueda y profundizar en las ideas es el principal motor de la creatividad y la innovación. Desafortunadamente, a medida que uno se hace mayor, este deseo desaparece si no se practica. Pensar como un niño, que no comportarse como tal, puede ser de gran ayuda en según que ocasiones.
Si crees que ya lo sabes todo, es que todavía no has aprendido nada – Alfredo Vela

Motivación

Nosotros lo llamamos aspirar, es decir, hacer lo que deseas pues tu propósito está alineado con el de la organización. Es la que se conoce como motivación intrínseca. Os recomiendo que veáis el vídeo que termina el post linkeado pues explica al detalle por qué deberías perseguir aquello que te motiva.

Trabajo en equipo

La cooperación es la capacidad de trabajar conjuntamente con otras personas para conseguir un objetivo común. El trabajo de la persona más lista del grupo será de menos calidad que el trabajo del grupo más listo. Esto es un hecho. Rambo está lo suficientemente loco para enfrentarse a todas las dificultades él solo, pero tu debes ir un paso más allá y sacar provecho de la gente que te rodea. Tienen muchas cosas que decir, aprende a escuchar, interactuar y trabajar conjuntamente.

Autocrítica

Rodearte de gente con criterio es una forma de depurar tus ideas. Pero no puedes depender de los demás para ello. Necesitas romper y liberarte de las barreras autoimpuestas, autoevaluarte. Dejar a un lado el narcicismo y valorar tus aportaciones de forma objetiva. Si no lo haces, no solamente te estarás engañando a ti mismo sino que estarás perjudicando a la organización. Esta lista no es para nada inamovible y cerrada, sino que admite cambios. ¿Crees que falta algún elemento inherente que no haya sido nombrado? Si es así, ¡no dudes en comentarlo!]]>

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Déjate sorprender...