Creatividad empresarial

Creatividad empresarial

la creatividad es uno de los más valiosos activos a proteger y potenciar.

¿Qué es la creatividad en el ámbito empresarial?

En el ámbito empresarial la creatividad es la capacidad de convertir nuevas e imaginativas ideas en soluciones reales ante problemas concretos. Creatividad es también la habilidad de observar el mercado para descubrir patrones de comportamiento escondidos o conectar fenómenos aparentemente aislados. ¿Qué pasa cuando tenemos muchas ideas pero no las concretamos en la práctica? Si tenemos brillantes ideas y luego no las materializamos, el acto creativo no se cierra. La ausencia de acción transformadora nos deja en la antesala de la creatividad y podemos calificarnos como personas imaginativas, pero no como creativas. La creatividad viene del vocablo en latín “creare” que significa: engendrar, producir, crear; sus connotaciones prácticas son muy evidentes. En una encuesta entre 1.500 consejeros delegados de 33 países llevada a cabo por el Institute of Business Value de IBM, la creatividad aparece como la principal cualidad para conseguir el éxito de una empresa. La creatividad es la semilla de la innovación y ambas son aliadas que protegen a las empresas en los entornos agresivos. Algunos directivos nos hemos convertido en cazadores de talentos creativos en una jungla de incertidumbre, alta competitividad, superabundancia de ofertas, focalizada demanda y limitados recursos materiales.

La innovación para satisfacer necesidades

La creación de valor es el elemento clave a medir cuando hablamos de procesos de innovación y creatividad. El valor se traduce en la solución de un problema o la satisfacción de una necesidad de los consumidores. Recordemos el caso de Ebay, que nació cuando sus fundadores descubrieron la necesidad de conectar a vendedores y compradores a través de un mercado virtual, sin límites geográficos. Ebay fue de las primeras empresas en incursionar en este modelo de negocio y hoy perciben beneficios netos anuales de 667 millones de dólares. Tenemos el ejemplo de Paypal, una compañía cuyo co-fundador Elon Musk, detectó que Internet estaba lo suficientemente maduro como para ofrecer servicios de pago online. Todas estas compañías y muchas otras que podríamos incluir como ejemplos tienen una cosa en común: se enfocaron en destilar una necesidad en el mercado y satisfacerla.

¿Dónde están las oportunidades?

En todos lados hay oportunidades de innovación para la mente despierta. A continuación nos concentramos en siete de ellas, pero sabemos que hay muchas más y estamos abiertos a recibir tus comentarios al respecto al final de este artículo. Estamos ante una oportunidad de negocio cuando:
  1. Lo inesperado ocurre: El 10 de marzo de 2011 un terremoto de gran magnitud impactó Japón y produjo una explosión en reactores nucleares. La necesidad de información verídica sobre los riesgos por radiaciones incentivó al japonés Joi Ito, Director de MIT Media Lab a crear Safecast.jp. Mediante crowdfunding y un equipo de 50 voluntarios creó una de las mayores bases de datos sobre las radiaciones a nivel global y que hoy continúa creciendo.
  2. Incongruencias: La redefinición de los productos o los vacíos en el mercado pueden marcar la diferencia. Steve Jobs reinventó la función de los ordenadores, pues adelantándose a su tiempo manifestó su visión de «un ordenador conectado a la red de información en cada hogar», cuando aún los portátiles eran herramientas de trabajo en ciertas empresas.
  3. Necesidades de los procesos: Cuando los procesos de producción o distribución necesitan adaptarse tenemos una oportunidad.  Amazon ha triunfado en la distribución en tiempo record de sus productos, gracias a su innovadora red de proveedores, almacenes y mensajería a nivel global.
  4. Cambios en la industria y el mercado: Las nuevas tendencias de los consumidores y las nuevas corrientes ideológicas vuelcan la atención hacia el cuidado del medio ambiente y la salud, es notable como se multiplican los beneficios del mercado de productos ecológicos.
  5. Cambios sociodemográficos: En España el paro y los movimientos migratorios debido a la crisis han generado nuevos escenarios que permiten el crecimiento de modelos de negocios más inclusivos, más multiculturales, con flexibilidad ante el teletrabajo y la colaboración puntual o por proyectos. Plataformas online como Nubelo, Socialancer, ¿os suenan?
  6. Cambios en la percepción colectiva: La crisis igualmente ha convertido a los españoles en personas más sensibles ante el discurso político y mayor apertura a emprender negocios. Este cambio de percepción colectiva genera un mercado de necesidades educativas que muchas empresas están aprovechando.
  7. Surgen nuevos conocimientos: Las empresas manejan a diario crecientes volúmenes de información, por lo que necesitan softwares más sofisticados para analizar los datos  y entender mejor a  los consumidores. El mercado de Big Data tuvo ventas durante el 2010 de 3,2 billones de dólares, según una investigación de mercado de la empresa IDC. Los beneficios totales se esperan alcancen los 17 billones de dólares para el 2015, un crecimiento siete veces mayor que el mercado de las TIC.
Es un hecho que la capacidad de innovar y ser creativos se constituye como el núcleo de la sustentabilidad económica global. Lo paradójico es que algo tan valioso como la creatividad es un aspecto próximo y cotidiano en el que podemos mejorar a nivel individual gracias a Internet que pone en nuestras manos tantos recursos e información sobre el tema. Las empresas se mantienen en su rol de cazadoras de talentos, y poco a poco evolucionan hacia el rol de incubadoras de mentes creativas, y no menos importante es el papel de los gobiernos que deberían trabajar en políticas públicas para incentivar la creatividad, la innovación y el conocimiento productivo.]]>

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*