Call Tracking o monitorización de llamadas

Call Tracking o monitorización de llamadas

¿Esto está bien? ¿Siempre tiene que ser así? No, no siempre. Nos podemos plantear muchos contextos en los que el teléfono (sí sí, el muy viejecito teléfono) sigue siendo una de las mejores herramientas para relacionarnos con nuestros clientes. Ciclos de venta largos y complejos o productos caros, las situaciones que requieren interacciones inmediatas entre una empresa y sus consumidores potenciales son variadas y numerosas. Lo bueno del teléfono entonces, es que permite que nuestros clientes expresen sus inquietudes y hagan sus preguntas en tiempo real. Y esto está bien porque nos deja una oportunidad de tranquilizarlos y convencerlos aportando soluciones y respuestas, generar experiencias positivas y enseñar el lado más humano de nuestra marca. Todo esto si el equipo encargado de recibir las llamadas está bien preparado, desde luego… Si has empezado tu párrafo por “Lo bueno del teléfono”, es que tiene algo malo también… Touché… 🙂 Lo malo del teléfono es que no permite trackear datos. Nos arriesgamos a perder la trazabilidad del recorrido de nuestros usuarios… Al menos… ¡Al menos que nos aprovechemos de la tecnología del Call Tracking o monitorización de llamadas! Si no sabéis de que va, es muy simple en realidad: se trata de poner un número trackeado a disposición de nuestros clientes de manera totalmente transparente, con el objetivo de realizar unos seguimiento y análisis avanzados de las llamadas. Así podremos descubrir que fuentes de tráfico, anuncios de PPC, palabras clave, redes sociales o publicidad tradicional las impulsan y tienen el mejor ROI. Además, dichos números pueden ser geolocalizados… ¿A qué suena bien? La gente que coge su teléfono y tiene una conversación con otro ser humano se involucra más en el proceso que los que rellenan un formulario. Los leads que llegan por teléfono convierten más, hasta un 30% dependiendo de los sectores y productos vendidos. Sin olvidar que las llamadas permiten cualificar los leads mucho mejor que los formularios, puesto que permiten salir del cuadro tradicional de preguntas para investigar las necesidades reales del cliente. Sabiendo todo esto, vale la pena cuidar este canal también, por muy «old school» que sea, ¿no?]]>

1 Comment


Dani
05/06/2014 at 18:39
Reply

Hola Mathilde,
Tal y como tu dices creo que hay que aprovechar este medio, pero no únicamente en las fases de preventa sino también cuando ya tenemos a la empresa o persona como cliente ( como por ejemplo en una llamada al contact center ). Aquí la tecnología también es indispensable.
¿Qué te parece?
Saludos!


Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*